web analytics

Limpieza y carga de las piedras mágicas en rituales

Según las creencias explicadas en nuestra web, todo elemento natural tiene poder ya que la energía universal se encuentra en todos ellos y en nosotros mismos. En la magia utilizamos diferentes herramientas y objetos dotados de poder infundando nuestra energía en ellos para canalizar bien nuestros propósitos.

Uno de los materiales que más me gusta utilizar son las piedras mágicas y cristales mágicos. Lo ideal es que tengamos la oportunidad de extraerlos directamente de la tierra, pero es difícil encontrar muchas de ellas simplemente saliendo al bosque pues por desgracia se ha explotado demasiado el suelo en este tiempo. Por eso podemos encontrar la gran mayoría en tiendas esotéricas, tanto físicas como online, para poder usarlas en nuestros rituales. Y no sólo en el esoterismo, sino para medicina alternativa, su principal uso para trabajar los chakras con su correspondiente piedra beneficiosa.

Yo misma he comprobado la diferencia de efectuar masaje-ritual con ellas para beneficio del cuerpo y el alma, a no utilizarlas en ello, tanto en masajes como en rituales. La gemoterapia es una práctica alternativa para sanar todos los planos de un individuo, el emocional, el físico, el mental y el espiritual.

Las piedras se han de limpiar y cargar al menos una vez al mes, aunque como todo amuleto o herramienta esotérica, todo depende del uso que le demos, si se usan para absorber mucha o poca negatividad, entre otros. Valora tú mismo cuando debes limpiar y recargar tus piedras. Si las utilizas para limpiar energias de personas, debes limpiarla siempre antes de usarla en otra persona.

A tener en cuenta antes de manipular las piedras mágicas

  • Hay piedras que se han de limpiar o cargar con el Sol o con la Luna, según si son piedras masculinas o femeninas. El sol es masculino y la luna femenina.
  • Siempre es preferible usar la luna llena por su máximo poder en esta fase. Si no puedes esperar a la luna llena, la siguiente fase favorable es la fase creciente. Puedes hacerlo en fase menguante o nueva, pero ni mucho menos tendrá el mismo efecto que con la luna llena.
  • Algunas piedras podrían dañarse con la sal, por eso es recomendable usar agua de mar directamente si es posible. Yo vivo cerca de la costa y siempre que voy a la playa me llevo una botella para aprovechar y rellenarla con agua de mar. Si no tienes posibilidad de ir a la playa por la zona donde vives, puedes usar el agua recogida directamente de un arroyo o río. Finalmente si no tienes posibilidad tampoco, utiliza el agua del grifo corriente, mejor agua corriente que estancada.
  • Si una piedra se rompe o se estropea, es mejor reponerla con una nueva pues su energía se ve alterada negativamente.
  • Y sobretodo infórmate si la composición de tus piedras es idónea para ponerlas a la luz del sol o si son fácilmente corrosivas a contacto con la sal. En ese caso no las expongas al Sol directo o puedes ponerlas sobre un puñado de sal sobre  algún trozo o dentro de algún recipiente de madera o cristal debajo, de forma que la piedra no entre en contacto directo con la sal.

Sencilla forma para limpiar y recargar tus gemas o piedras

Para limpiar: Mete tus piedras en un vaso o cuenco y llénalo de agua de mar rebasando por encima de las piedras. Déjalo toda una noche, desde la entrada a la salida de la luna

Para cargar: las piedras masculinas, desde la salida a la puesta, lava bien las piedras en agua corriente para retirar la sal natural del agua de mar, sécalas y colócalas en un cuenco a la luz del Sol. Las piedras femeninas igual, pero a la luz de la luna. Si la orientación de tu casa no es posible que sea directo, no te preocupes, la energía le llegará igual.

Compartir en redes socialesfacebook
Facebook
google
Google+
twitter
Twitter
pinterest
Pinterest
email
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.